Somos un Colectivo que produce programas en español en CFRU 93.3 FM, radio de la Universidad de Guelph en Ontario, Canadá, comprometidos con la difusión de nuestras culturas, la situación social y política de nuestros pueblos y la defensa de los Derechos Humanos.

viernes, 13 de enero de 2017

Lula pide investigar participación de EU en golpe contra Rousseff



Reitera posible candidatura en 2018 para recuperar la autoestima y la economía de Brasil

Señala el ex mandatario que la crisis en Petrobras empezó tras el hallazgo de valiosos yacimientos

Foto
El ex presidente de Brasil, Luiz Inacio Lula da Silva (en imagen de archivo), dijo ayer que pretende recorrer el país para recuperar la imagen del izquierdista PT, en un acto del Movimiento de los Trabajadores Rurales

Foto Afp
Sputnik
Periódico La Jornada

El ex presidente brasileño Luiz Inacio Lula da Silva, del Partido de los Trabajadores (PT), pidió este miércoles que se investigue la posible participación del gobierno de Estados Unidos en el golpe en Brasil, al referirse al impeachment que sacó del gobierno a Dilma Rousseff en agosto pasado.
El ex mandatario (2003-2010) reiteró además la posibilidad de volverse a postular como candidato de PT en las próximas elecciones, para recuperar la autoestima de este país, la economía y la credibilidad.
En un acto del Movimiento de los Trabajadores Rurales con movimientos sociales celebrado en Salvador de Bahía, el ex líder metalúrgico expuso: “los diputados del PT tienen la obligación de investigar la participación del gobierno estadunidense en el golpe organizado con Sergio Moro” (el juez de la Operación Lavado Rápido).
Brasil es independiente hace 500 años y no vamos a aceptar interferencias extranjeras, sostuvo Lula, quien insinuó que desde hace tiempo Estados Unidos tiene interés en el petróleo brasileño.
Agregó que la crisis en Petrobras empezó después de que la compañía descubrió valiosos yacimientos petrolíferos y aludió a la invasión de Estados Unidos a Irak en 2003, con interés en sus reservas de combustible.
Rousseff fue apartada de la presidencia a finales de agosto pasado, después de un proceso de meses en que fue acusada de irregularidades fiscales, lo que permitió la asunción de su entonces vicepresidente, Michel Temer, del Partido del Movimiento Democrático de Brasil, a quien la ex gobernante acusó de impulsar un golpe de Estado parlamentario.
Entre las primeras medidas económicas de corte neoliberal del gobierno de Temer estuvo la aprobación de una ley que abre la puerta a que empresas extranjeras participen de la explotación de los yacimientos petrolíferos descubiertos por Petrobras.
Sobre las próximas elecciones Lula reiteró: prepárense, porque si es necesario seré candidato otra vez; no para disputar, sino para ganar y recuperar la autoestima de este país, la economía y la credibilidad, en referencia a los comicios de 2018.
Lula también aseguró que pretende recorrer el país para recuperar la imagen del Partido de los Trabajadores y negó una vez más las acusaciones de corrupción que lo obligan a afrontar actualmente cinco procesos, tres de ellos relacionados con el fraude en Petrobras.
El presidente del PT, Rui Falcão, presente en el acto, explicó que de momento el partido no ha tomado una decisión sobre quién será el candidato en las elecciones de 2018, pero que hay un clamor nacional para que Lula vuelva.