EL ANALFABETA POLÌTICO
El peor analfabeta es el analfabeta polìtico èl no oye, no habla ni participa en los acontecimientos polìticos.
No sabe que el costo de la vida, el costo de los frijoles, del pescado, de la harina, del alquiler, del calzado y de las medicinas, dependen de las decisiones polìticas.
El analfabeta polìtico es tan animal que se enorgullece e hincha el pecho al decir que odia la polìtica.
No sabe el imbècil que de su ignorancia polìtica, proviene la prostituta, el menor abandonado, el asaltador y el peor de todos los bandidos que es el polìtico aprovechado, embaucador y corrompido lacayo de las empresas nacionales y multinacionales.  Bertolt Brecht..

viernes, 22 de enero de 2010


Estados Unidos financia y asesora una base militar en Guatemala para “luchar contra el narcotráfico”

Oriol Sabata (LIBRERED)

El presidente guatemalteco Álvaro Colom inauguró este jueves una base para “la lucha contra el narcotráfico”, construida con ayuda directa de Estados Unidos.
Fuentes de la embajada de EEUU en el país explicaron que el gobierno estadounidense financió la construcción del edificio y aportó los equipamientos. La base fue instalada en el departamento de Escuintla bajo el nombre ”División de Análisis e Información Antinarcótica”.”

Durante el acto de inauguración, el Presidente Colom justificó la creación de esta división. “Si queremos llevar paz a Guatemala, hay que transitar por una lucha sostenida, fuerte y vigorosa contra el narcotráfico”, dijo durante su intervención.

La Agencia Antidrogas de Estados Unidos (DEA), que tiene luz verde para operar en Guatemala, es una organización fuertemente criticada y repudiada por países como Venezuela, Bolivia o Ecuador, que consideran que tras el pretexto de la lucha contra el narcotráfico se encuentran intereses intervencionistas y labores de espionaje.

Fuentes gubernamentales dicen que la nueva base investigará el manejo de droga en la costa sur guatemalteca y estará integrada por agentes antinarcóticos de la Policía Nacional Civil (PNC), de la Base Naval del Pacífico y agentes de puertos y aeropuertos.

El ministro guatemalteco de Gobernación, Raúl Velásquez aseguró que “el narcotráfico ha generado altos índices de violencia en todo el país y que esta base de operaciones incrementará la seguridad para los usuarios de Puerto Quetzal, uno de los más grandes del país centroamericano”.

No es un caso aislado

Países como Colombia o Panamá, afines a las políticas de la Casa Blanca, también han permitido la instalación de bases militares en su territorio nacional bajo supervisión de Washington.

El gobierno de Álvaro Uribe recibió hace pocos meses duras críticas por parte de la mayoría de mandatarios latinoamericanos tras anunciar la creación de seis bases militares en territorio colombiano que contarían con personal y asesoramiento norteamericano para supuestamente “combatir el negocio de la droga en la zona”.

Este hecho fue considerado por la comunidad latinoamericana como un atentado contra la soberanía del país y una tapadera de EEUU para aumentar su control militar en la frontera entre Colombia y Venezuela.

En 2005 Venezuela decidió “hacer un claro rompimiento” con los acuerdos que mantenía con la agencia antidroga estadounidense. “La DEA no es absolutamente necesaria para la lucha en contra del tráfico de drogas”, dijo el presidente Hugo Chávez, luego de señalar que “hemos detectado infiltración de inteligencia que amenazó la seguridad nacional y la defensa”.

En 2009, Bolivia suspendió “indefinidamente” las operaciones de la DEA en su país tras comprobar labores de espionaje y desestabilización contra el gobierno. ”Tenemos la obligación de defender la soberanía del pueblo boliviano“, sentenció Evo Morales, quien en agosto ya desautorizó el vuelo de aviones de la agencia antidroga.